Si Felix Rodriguez de la Fuente levantara la cabeza, corriera maratones y escribiera en un blog... me haría la competencia.


Ya lo avisé, los osos pandas de Gonzalo (Sosaku Runner) daban para otra entrada. No pude evitar la semana pasada investigar eso de "¿Cuanto corre el oso panda?". Me encontré con esta cifra: 20mph y me dije "pues claro, un ser tan amoroso y de aspecto cansino pero simpático y relajado tiene que ser lento. Tardando una hora para recorrer 20 metros, me parece a mi que lo que es correr no le debe gustar mucho". Al día siguiente me llevé las manos a la cabeza. Tonta de mí. La web donde lo había consultado era anglosajona y no hablaba de metros. ¡Hablaba de millas!. El bambú debe ser dopante. ¡El puñetero osito corre a 32 km/h! ¿Pero a donde vamos a llegar?

Desde que corro manejo con otra perspectiva las dimensiones del espacio y el tiempo. Antes lo que estaba a "bufff, hay que andar un rato" ahora está a "en 10 minutillos estoy ahí". O por el contrario, el "seguro que ya hemos andado más de 5 kilómetros" ha pasado a "solo llevamos 2 kilómetros".  

Cambiando esta manera de ver la distancia y el tiempo también me ha cambiado la de entender la velocidad. Así que saber que el oso panda correría un maraton en 01:18:46 despertó la mayor de mis curiosidades y he seguido consultando en el mundo animal sin atender a las variedades de especies. El tigre y el león no me sorprenden con sus 96 y 80 km/h respectivamente. La avestruz, con esa pinta de corredora cabreada tampoco, 74 km/h. Ni el caballo, 65km/h, ni el canguro 55 km/h.

¿Que hay de los que tienen que mover toneladas de cuerpo? Estos si me sorprenden, el rinoceronte 48, el hipopótamo 45 y el elefante 40 km/h. ¡Como para cruzar delante y sin paso de cebra! Y hablando de la amiga rayada...40 km/h

¿Y la jirafa? Midiendo casi lo mismo su cuello que el resto del cuerpo no es que tenga un aspecto muy atlético. Pues también corre que se las pela...48 km/h.

Esta bien, tendremos que medirnos con alguien más pequeño. La liebre no vale, que alcanza los 65 km/h. ¿Qué tal un pulpo?...Ni lo intenten. Salvo a la gallega, este tipo nos gana seguro. Su velocidad máxima es de  48 km/h. Y la de su primo el calamar por el estilo, 40 km/h.

Pasemos entonces a algo más doméstico ¿Tal vez una oveja? ¿No hay que contar ovejas cuando no puedes dormir? Pues si vienen esprintando yo perdería la cuenta a la segunda. La oveja tiene una velocidad punta de 40 km/h, como la vaca.

Mi alter ego, y esto lo tengo que decir con tristeza, tampoco me sirve de referencia. El pingüino menos veloz,  es capaz de correr alcanzar nadando los 20  km/h. (Corregido el 01/04/2013)

Al final he tenido que toparme con nuestro amigo el cochino para encontrar un digno rival maratoniano (para unos pocos)...17 km/h. Su marca en maratón sería aprox 02.29:00.

Pero estos animalillos no son más que "corredores amateur" cuando se trata de hablar del inigualable e inimitable guepardo, ni más ni menos que 112 km/h. ¿El animal más veloz del planeta? Pues no, señores y señoras. El animal más rápido del mundo....redoble de tambor...más redoble de tambor...¡El escarabajo tigre australiano! ¡¡¡¡810 km/h, la velocidad de un jet comercial!!!! ¡Es tan veloz que según dicen debe detenerse a los pocos centímetros porque se le pone la visión borrosa! Vamos, que se pone ciego de tanto correr. Pero en realidad esta cifra tiene "truco", y no se trata de dopaje. Al parecer el escarabajo tigre australiano es capaz de moverse a 2,5 m/s y como mide 20 milímetros, se desplaza a 125 cuerpos por segundo, lo que equivaldría a que un humano de 1'8 m de altura corriera a 810 km/h. Lo de volverse ciego es porque debido a la velocidad que alcanza, sus ojos no son capaces de recibir la cantidad suficiente de fotones necesarios para enfocar, por lo que debe detenerse repetidamente.

En fin...¡como corren, que animales! No lo intenten en sus casas.

No sé como lo hago pero casi siempre termino hablando de animales, será porque lo que es correr...como ellos...imposible. 




Fuente consultada: http://a-z-animals.com/