Sube el termómetro pero hace frio

Todo buen guión cinematográfico que se precie se divide al menos en tres partes: planteamiento, nudo y desenlace. En ocasiones se sucende más de un nudo que va retorciendo la trama y alargando el suspense hasta llevar al espectador al borde del patatus, dando botes en su butaca y sin palomitas que comer, para terminar en el sorprendente a veces, esperado otras, desenlace.  A estas alturas de mi película, yo me encuentro en medio de uno de esos nudos. Bueno, digamos que es un  nudito.


La semana pasada mis entrenamientos se vieron interrumpidos tras 13,5 kms el martes, por un inesperado dolor en el abductor izquierdo. Al día siguiente decidí coger la bici para que no empeorara la cosa y no quedarme parada. Y a peor no fue, pero tampoco a mejor, y el jueves me seguía doliendo, asi que otro poquito de bici, y a cerrar la semana con 13 míseros kms, ya que el viernes salía de viaje para ir a una boda en Asturias.

Este lunes, empecé una semana nueva, pero llegar de un viaje y compaginar algun evento me puso dificil salir a correr. El martes en cambio... ¡era mi dia! Me levanté con ganas de ponerme las zapatillas y empezar a remendar la semana anterior con una buena tirada. Tocaba 1 hora y 30 minutos a ritmo "supercómodo" así que estaba chupao. Y piano-piano... empecé a gastar suela comprobando que el abductor estaba en su sitio y sin quejarse, pero vi como inesperadamente mis pulsaciones se subían por las nubes. Tanto, que solo faltó que alguien por el camino me parara y me dijera:

- ¿Aquellas 190 pulsaciones de ahí arriba son tuyas?
- Sí
- ¿Estás segura?
- Sí, ¿que pasa?
- ¿Con lo despacio que vas? ¿Y corriendo cuesta abajo?

Efectivamente aquello no me parecio normal. Me paré varias veces a recuperar andando las malditas pulsaciones. Me las tome en vivo y en directo con los deditos en la yugular, y el pulsómetro no mentía, en cuanto comenzaba otra vez a correr... zas se disparaban solitas. Pero yo..erre, que erre, que no podía ser, que tenía que seguir, que a falta de tres semanas para mi gran cita no podía emborronar de aquella manera otra semana más en mi plan de entrenamientos. Al final conseguí hacer otros 13 kilómetros (¿este número va a ser prermonitorio?) pero llegué a casa con un malestar extraño. A pesar de estar en verano y venir de pegarme la panzada a sudar... tenía frio. ¿Que pasó después? Pues un nudito en mi trama: fiebre y dolor de garganta. Es lo que tiene ir en tirantes a una boda por la tarde en Asturias. Que se puede coger demasiado fresquito.


Desde ayer por la tarde estoy dopándome con couldina y lo que es más curioso, deseando en pleno agosto un tazón de caldo bieeeeeen calentito! A ver si este atontamiento se me quita pronto de encima porque temo  mucho, muchisimo, otra semana en blanco a falta de 15 días para la gran cita. De momento hoy me ha sido imposible salir a correr, y por el camino que veo que lleva mi cuerpo en estos momentos no se si mañana estará para ello. Aunque por otro lado, me pregunto si sera verdad eso que dicen de que haciendo deporte se aceleran los procesos gripales y catarrales. En fin, si de lejos veis mañana a alguien corriendo con un termómetro en la boca no os asusteis, es para comprobarlo.

36 comentarios:

  1. Sí que he oído más de una vez que los entrenamientos muy duros y las pruebas que desgastan mucho nos dejan bajos de defensas... Cuídate, no vas a perder en dos semanas todo lo que llevas entrenado, incluso este descanso imprevisto puede venirte bien, el cuerpo va a regenerar muchas fibras y si los últimos días recuperas el ritmo y las buenas sensaciones todo irá bien. Animo!!!

    ResponderEliminar
  2. cuidate estos días. Consuelate pensando que no eres la única, yo esta tarde apenas podia respirar mientras corría, ha sido horroroso...

    besos

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. La entrada anterior ha sido cosa del niño que anda por aquí enredando, en fin a lo que vamos.

    Ese suspense que no debe faltar en toda trama. A dos semanas vista, el cuerpo que tiene más juicio que nosotros, ha decidido que necesita más descanso del que lleva acumulado para afrontar con éxito la gran prueba y tiene que manifestarlo de alguna manera. Llámalo un ajuste. No te preocupes por nada, estaba en el guión.

    Saludos desde La Elipa.

    ResponderEliminar
  5. Eso no es nada. A cuidarse que no te queda nada.

    ResponderEliminar
  6. Eso se pasa, yo he estado 15 días descansando con un dolor de piernas, y salí ayer, esta mañana me he levantado coja, todo parece un espolón del calcáreo,, espero que no sea eso, porque me va a costar más de lo previsto,
    Recupera, pronto, bss

    ResponderEliminar
  7. No te preocupes tus entrenos están ahí, venga, vengAAA!!!

    ResponderEliminar
  8. Seguro que te pondras bien y estaras en tu cita, no decaigas ,animo,saludos , no hay mal que por bien no venga

    ResponderEliminar
  9. No te preocupes que en dos días ya estarás como nueva, y no hay mal que por bien no venga y estos días parada te servirán para recuperarte del todo de tus molestias

    Ánimo y a por todas!

    ResponderEliminar
  10. Pues a cuidarse sin perder el ánimo. Lo primero es la recuperación y luego se verá. Mantén la sonrisa.
    :-)

    Salud!

    ResponderEliminar
  11. Pinguina,...En las pelis tradicionales, los buenos ganan después de todo tipo de vicisitudes. Y esta no podía ser menos. Los que seguimos tu reto pensamos que lo harás fenomenal y que,...ganarás. Animo, coraje,...

    ResponderEliminar
  12. Estoy seguro que esto no es más que una visicitud más de la trama para que, los que estamos en el patio de butacas viendo tu desafío, estemos aún más tensos esperando el "happy end" de los pingüinos brazos en alto en Segovia.
    Cuidate mucho, o mejor incluso, que te cuiden. Seguro que triunfarás...
    PD siempre he pensado que el vestuario de bodas masculino tiene muuuuuchas ventajas

    ResponderEliminar
  13. Mientras entrenamos fuerte estamos bajos de defensas y más aún tras la competición, pero eso ya da más igual. No te agobies, te da tiempo a curarte y estos días de parón seguro que te vienen bien, que lso 100k son mucha tela.

    ResponderEliminar
  14. Lo bueno es que tu cuerpo aprovechará para descansar y reponer las defensas, vamos que este descansito te vendrá fenomenal!! y además ya te tocaba semanas de descarga.
    Ánimos que ya no queda nada!
    bss
    Tania

    ResponderEliminar
  15. A lo mejor te viene bien descansar antes de la gran cita, es como antes de la maratón que hay que bajar volumen de kms. En la línea de salida estarás a tope, con todo el trabajo que has hecho no me cabe duda y en la línea de meta no habrá quien te quite la sonrisa! besitos recuperadores

    ResponderEliminar
  16. Ese descasito te va ha venir de perlas, estás preparada para el reto.

    Besos

    ResponderEliminar
  17. Bueno mejor ahora que no cuando tengas el desafio mas cercano. de todas maneras no perderas mucho, lo impotante es sanar del todooooooo.
    Saludos pinguina

    ResponderEliminar
  18. Vaya que contrariedad¡¡¡, a cuidarse mucho Pingüi que tenemos una cita el 17 ;-)

    ResponderEliminar
  19. Animo pingui, coincido con Jaal, estaba escrito en el guión, y asi ha de ser, descansar para recuperar, todo el entreno anterior ahi está guardado.

    ResponderEliminar
  20. Eso se va igual que vino. Piensa que te ayuda a regenerar esas piernas para lo que viene por delante.

    ResponderEliminar
  21. No te preocupes ni un poquico (como decimos por estas tierras) el volumen ya esta hecho y solo te queda el mantenimiento, en un par se días el enfriamiento habra pasado y estarás como nueva, recuperando las buenas sensaciones y a tope. Animo!
    Abrazo

    ResponderEliminar
  22. Cuídate pingüi.
    Mucho ánimo!!

    Salu2-G

    ResponderEliminar
  23. Con la preparación que has llevado para los 100 kms. esto no es más que un pequeño contratiempo, venga muchos ánimos y a mejorarse rapidamente.

    ResponderEliminar
  24. A cuidarse toca, que queda mucho por delante

    ResponderEliminar
  25. Mira el lado positivo: te duele el abductor, sabes que tienes que descansar, te resfrias y tienes que descansar por huevos. A eso se le llama tener un cuerpo inteligente :P
    No te preocupes pingüina, todo lo hecho no te lo quita nadie y un resfriado no va a poder contigo.

    Los rodajes muy suvecitos, siempre que no haya fiebre, te sirven para "desatascar" la nariz y hacer que te sientas mejor antes, pero si lo que te apetece es quedarte en la cama y tomar calditos de pollo a finales de verano, HAZLO.

    ResponderEliminar
  26. No me acongojes Pingüina!!! que esta semana estoy en plan hipocondríaco!!!. No me puedes adelantar el final de la peli???
    A curarse ya.....

    ResponderEliminar
  27. la bici ayuda mucho, sobre todo en épocas como en la q estás, de superentrenamiento (nada de sobreentrenamiento). al fin y al cabo, estiras unos músculos q debes tener comprimidos después de los últimos esfuerzos. a recuperarse.

    ResponderEliminar
  28. Pues a cuidarse que la cita esperada esta cerca... es curioso que se pille una galipandria a estas altura del año..un saludo y estoy atento a esa recuperacion.

    ResponderEliminar
  29. Hola pingüina, todos los comentarios anteriores llevan razón, estate tranquila que el cuerpo no va a olvidarse de todo el trabajo que ha hecho, así que sólo preocúpate de estar tranquila y sobretodo de tener una actitud positiva, verás como cuando vuelvas a la carga, en breve te sientes fuerte otra vez y te vienes arriba antes del gran día. Un fuerte abrazo recuperador!!! Animoooooooooo!!!!

    ResponderEliminar
  30. Ya lo siento, recupérate pronto y no te preocupes, tienes el objetivo en la mano. Espero que te lo pasases bien por mi tierra y que no pasases hambre :).

    ResponderEliminar
  31. Esos pequeños baches forman parte de los planes de entrenamiento..es imposible estar fino todo el tiempo. Además, te he pillado bien de tiempo y casi a lo justo para regenerar las piernas en esos días de descanso. Ánimo pingu!!

    ResponderEliminar
  32. Uy uy uy, me has asustado cuando he leído molestias en el abductor.
    Espero que eso ya este bien y que solo tengas el catarro.
    Piensa que el descanso nunca va mal y que la resistencia ya esta ahí.
    Ahora toca ponerse fuerte de nuevo y disfrutar de estas ultimas semanas.

    ResponderEliminar
  33. Si es verdad que los esfuerzos grandes nos bajan las defensas, con lo que somos más vulnerables a los resfriados etc....... Pero no te preocupes que este pequeño descanso no te va a quitar y más siendo una carrera de larga distancia. El día que no puedas si tienes una cinta en casa al menos anda. Venga que ya mismo estarás danzando y recordando ese resfriado como una anécdota.

    salu2 desde matraquilandia

    ResponderEliminar
  34. ¡Es que ha subido bastante el kilometraje Pingüina!

    ¡Ánimo y a recuperar fuerzas!


    ¡Gracias por el Comment!

    ResponderEliminar
  35. Pues ya somos dos, amiga... Tendremos que darle descanso al cuerpo!! :(

    Animo!

    ResponderEliminar
  36. Espero que ya estés mejor.
    Yo tuve una experiencia similar antes del Cross del Telégrafo, sensaciones pésimas, pulsaciones altas, debilidad inexplicable... hasta que me diagnosticaron una infección de orina. Eso sí, después de tres días de antibiótico, me fuí a la carrera sin grandes expectativas y disfruté como una enana. El cuerpo humano es un misterio. Un beso recuperativo,

    ResponderEliminar